NOTICIASMALAS PRÁCTICAS ENTIDADES BANCARIAS

07/04/20200
practicas abusivas bancos
Carta abierta del Col·legi de Mediadors d’Assegurances de Barcelona ante las denuncias por las malas prácticas de algunas entidades bancarias condicionando la concesión de créditos a la contratación de un seguro de Vida

Estimadas/os clientes.

Desde Salomó&Bonet-Godó Asesores queremos compartir la carta abierta publicada por el Colegio de Mediadores de Seguros de Barcelona denunciando la práctica abusiva e incluso ilegal que algunas Entidades bancarias están efectuando aprovechando esta terrible crisis.
El seguro no es, ni debería ser, una manera de añadir unos beneficios extra a una operación financiera.

Tal como se señala:

Ninguna ley exige que se contrate un seguro de vida al constituir un préstamo o un crédito hipotecario. Ninguna ley obliga a que en el caso de querer contratar un seguro de vida deba hacerse a través de la entidad bancaria que lo concede o de la compañía que esta nos indique.

Adjuntamos el escrito completo.

A lo largo del día de ayer, varios ciudadanos denunciaron, a través de las redes sociales y de los medios de comunicación, prácticas abusivas por parte de las entidades bancarias en la concesión de las líneas de crédito avaladas por el ICO. Una medida aprobada por el Gobierno para paliar los efectos del COVID-19 entre autónomos y Pymes. Estos comportamientos son inaceptables en cualquier circunstancia, pero en una situación como la actual resulta difícil encontrar una manera elegante de referirse a este tipo de acciones.

Los mediadores de seguros llevamos años denunciando públicamente las prácticas abusivas y hasta ilegales de algunas entidades bancarias en la comercialización de seguros. Queremos dejar claro que nuestro colectivo entiende que la distribución de productos aseguradores se realiza a través de diversos canales. Eso sí, siempre exigimos que todos los operadores respeten las reglas del juego, que vienen marcadas por una legislación que procura garantizar que los asegurados tienen a su disposición asesoramiento profesional y productos fiables, solventes y a un precio ajustado.

La sociedad en su conjunto es la principal perjudicada de comportamientos como el que están denunciando muchos autónomos. El seguro es un elemento esencial para la tranquilidad y el bienestar de los ciudadanos y de las empresas. Las malas prácticas a las que nos referimos lo desprestigian de manera injusta, innecesaria y hasta temeraria.

El seguro no es, ni debería ser, una manera de añadir unos beneficios extra a una operación financiera. El seguro es un pilar de nuestro bienestar, una garantía para hacer frente a imprevistos inesperados. Lo estamos viendo estos días, en los que las compañías aseguradoras incluso han anulado exclusiones previstas en las pólizas en caso de epidemia y pandemia para cubrir las necesidades de los asegurados. Ese es el espíritu de este sector, del que los mediadores de seguros, agentes y corredores, nos sentimos muy orgullosos de forman parte.

El nuestro es un mercado en el que el importe de las primas se fija por criterios matemáticos sofisticados, trasparentes y para nada caprichosos. Un sector competitivo y muy regulado en el que todos los participantes nos esforzamos por ofrecer el mejor servicio y las máximas garantías a un precio competitivo. Un sector en el que el cliente tiene muchas opciones para elegir. Como debe ser.

Desde el Col·legi queremos recordar que:

Ninguna ley exige que se contrate un seguro de vida al constituir un préstamo o un crédito hipotecario.
Ninguna ley obliga a que en el caso de querer contratar un seguro de vida deba hacerse a través de la entidad bancaria que lo concede o de la compañía que esta nos indique. Del mismo modo, como profesionales expertos en seguros, consideramos que es muy recomendable contratar una póliza de vida cuando asumimos el pago de un préstamo o un crédito hipotecario. Nos garantiza estar cubiertos en caso de invalidez o incapacidad y también evita un problema a nuestros herederos en caso de fallecimiento. Por eso es especialmente perverso utilizarlo con una intención recaudatoria porque se distorsiona su verdadera función. 

Diríjase a su mediador de seguros y trasládele sus dudas e inquietudes. Recibirá un asesoramiento profesional y la garantía de que velará por sus intereses. La decisión final sobre contratar o no una póliza es suya y de nadie más.

Desde el Col·legi mantenemos contactos permanentes con las aseguradoras para trasladarles las inquietudes que los mediadores perciben en sus clientes. La inmensa mayoría de las compañías están respondiendo a esta situación aprobando medidas que facilitarán la flexibilización de pago de recibos, el fraccionamiento, la cancelación de exclusiones y hasta la ampliación de coberturas sin coste, entre otras iniciativas. Un comportamiento que está a la altura de la situación que como sociedad estamos viviendo.

En estos momentos tan delicados, agentes y corredores de seguros estamos volcados en atender las necesidades y las preocupaciones de los asegurados, y sobre todo, en tratar de ayudarles en unas circunstancias tan delicadas. Desde el Col·legi, en colaboración con el Consell de Col·legis de Mediadors d’Assegurances de Catalunya y el Consejo General de los Colegios de Mediadores de Seguros, desarrollamos diversas acciones con este propósito.

Los mediadores creemos que la solidaridad, la humanidad y el compromiso son valores que caracterizan a nuestra profesión. Ahora, más que nunca, nos esforzamos por ser coherentes con estos principios.

Por favor, sigamos todos las recomendaciones de las autoridades sanitarias y tengamos la certeza de que, con el compromiso de todos, saldremos adelante.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Todos los derechos © copyright Salomó&Bonet-Godó Asociadosos